col

Hoy le toca a esta receta de ensalada vegana de garbanzos tostados y col rizada kale.

Lo que me gusta de esta receta es que la cantidad de los ingredientes es totalmente orientativa, podemos aumentarlos o disminuirlos en función de nuestros gustos personales, o incluso añadir otros que nos parezcan que pueden combinar bien con los demás.

Ingredientes para 6 personas

  • Garbanzos tostados: 420 g de garbanzos hervidos, 1 cucharada de aceite de oliva virgen extra, 1/2 cucharadita de sal y 1 cucharadita de ajo en polvo.
  • Para el aderezo: 1/2 taza de anacardos crudos, en remojo durante la noche anterior, 1/4 de taza de agua, 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra, 1 cucharada de zumo de limón, 1/2 cucharada de mostaza de Dijon, 1/2 cucharadita de ajo en polvo, 1 diente de ajo pequeño, 2 cucharaditas de alcaparras, 1/2 cucharadita de sal marina de grano fino y pimienta al gusto.
  • La ensalada: 1/4 de taza de anacardos crudos, 1 cucharada de semillas de sésamo crudas, 2 cucharadas de semillas de cáñamo sin cáscara, 1 cucharada de aceite de oliva virgen extra, 1/2 cucharadita de ajo en polvo, sal marina de grano fino, al gusto, 4 tazas de col rizada cale troceada y 8 tazas de lechuga romana troceada.

Cómo hacer ensalada vegana de garbanzos tostados y col rizada kale

Remojamos los anacardos del aderezo en un recipiente con agua durante la noche, o por lo menos durante un par de horas, los enjuagamos y los escurrimos. Preparamos los garbanzos tostados, para ello calentamos el horno a 180ºC. Enjuagamos y escurrimos los garbanos, los secamos con papel de cocina (da igual si se caen algunas pieles).

Ponemos los garbanzos en un bol y los aliñamos con aceite, sal y ajo en polvo, removemos para que se impregnen bien. Los repartimos sobre una bandeja de horno y los tostamos unos 20 minutos, removiendo de vez en cuando para que se tuesten bien. Una vez dorados los dejamos enfriar.

Ponemos todos ingredientes y los picamos juntos. Se puede añadir un poco de agua para conseguir la consistencia de una salsa espesa. Lo reservamos. Después,  trituramos los anacardos crudos, las semillas de sésamo, las semillas de cáñamo, el aceite de oliva, el ajo en polvo y la sal.

Lavamos la lechuga y la col, las escurrimos y las troceamos al gusto. Las colocamos en un bol grande, añadimos el aderezo y removemos para que se mezcle todo. Por último agregamos la picada de anacardos y los garbanzos tostados. Servimos inmediatamente.

Degustación

Os aconsejo servir inmediatamente esta receta de ensalada para que la lechuga y la col no se apelmacen, con el resto de ingredientes. Se puede conservar hasta que el aspecto vaya cambiando, máximo dos tres días.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *